• 872004173
  • lu/vi 9h a 17h
  • info@todoparamipelo.com
  • envíos en 24/48h
  • muestras en tu pedido
  • 872004173
  • lu/vi 9h a 17h
  • info@todoparamipelo.com
  • envíos en 24/48h
  • muestras en tu pedido

SABES REALMENTE LO QUE LE DAS A TU CABELLO?

Tanto sulfatos, siliconas como parabenos están permitidos en los productos para el cabello, por lo que a simple vista no hay problema en usarlos, pero a la vez es uno de los principales motivos de que nuestro cabello se vea sin brillo, apagado, áspero y se rompa con facilidad. Decubre que son realmente.

Las siliconas

Las siliconas provienen del petróleo y lo que hacen es fingir que el cabello se vea con buen aspecto. Por tanto, si lavamos el pelo con un champú con siliconas que promete brillo y sedosidad, la dará instantáneamente, pero solamente es una película que cubre el pelo. Dicha película, a base de lavados, va a ir aumentando hasta el punto de dejar el cabello totalmente opaco, graso y necesitando lavarlo más fecuentemente para sentirlo limpio (la típica frase que hemos oído mil veces "el cabello cada vez me dura menos tiempo limpio").

El cabello va a seguir estando tal y como lo tenías o incluso peor, a causa del maltrato que proporcionan están sustancias en el pelo.

Generalmente, estas siliconas suelen estar presentes en productos de baja calidad, ya que son químicos muy baratos. Evita usar los champús del super (no vamos a decir marcas pero ya sabeis a cuales nos referimos).

Los sulfatos

A parte de las famosas siliconas están los sulfatos, causantes del irritante picor de ojos que provoca el champú. Por ello, al igual que irritan los ojos también afectan al cuero cabelludo dejándolo bastante seco. Asimismo, el pelo se queda áspero y se encrespa con más facilidad, sobre todo si el cabello es rizado.

Los sulfatos son los culpables de la espuma del champú, por lo tanto, a más sulfatos, más espuma, y a menos sulfatos, lógicamente, menos espuma. Tu lavaplatos, por ejemplo, tiene Lauril Sulfato de Sodio (LSS) o Lauril Sulfato de Amonio (LSA), ingrediente presente en muchos champús y que deberías evitar a toda costa.

Los sulfatos en el cabello, aunque no se consideran peligrosos, causan tanta sequedad que eliminan los aceites naturales del cabello causando descamación y reducen notablemente la duración del color en los cabellos coloreados.

Los parabenos

Los parabenos en el champú sirven como conservantes y antibactericidas. Cualquier producto cosmético requiere alguna sustancia que evite que se eche a perder una vez abierto por acción de los microorganismos. Los parabenos son unos conservantes muy habituales en los cosméticos, normalmente añadidos en combinación con otros tipos de conservantes. Además, evitan que el producto pierda efectividad.

Cabe destacar que se utilizan porque están permitidos y los podemos identificar perfectamente en la etiqueta por sus nombres, generalmente methylparabenpropylparabenbutylparaben o benzylparaben.

Un champú sin parabenos asegura un lavado de cabello con casi el 100% de ingredientes naturales.

Noticias